Drogas, peleas y contrabando: horror y locura en las prisiones británicas (VIDEOS)

Sucesos del Mundo - 12/11/2017
Drogas, peleas y contrabando: horror y locura en las prisiones británicas

Videos de la vida en las cárceles británicas muestran a los presos en imágenes perturbadoras: luchando entre sí, consumiendo drogas, realizando tareas degradantes para obtener de contrabando algún producto prohibido. Las grabaciones son hechas con teléfonos móviles y luego se suben a las redes sociales, mientras las autoridades aparentemente optan por hacerse la vista gorda.

Los prisioneros parecen estar fuera de control, contrabandean estupefacientes dentro y fuera de la prisión y en sus celdas fuman tranquilamente una poderosa droga conocida como 'spice'. Los videos muestran también fuertes peleas en baños y áreas comunes de centros de detención, ante lo que luce como abierta indiferencia de los guardias.

Algunos videos se centran en el consumo de 'spice' y sus terribles efectos en los reclusos. Otros dan cuenta de los llamados "clubes de pelea", donde los reos se enfrentan en salvajes competiciones de boxeo callejero.

Las cárceles del Reino Unido tienen fondos insuficientes y escasez de personal, por lo que se están convirtiendo en instalaciones peligrosas, donde los privados de libertad se burlan abiertamente del sistema de justicia británico. Un vocero del Servicio de Prisiones del país afirmó que "este comportamiento es completamente inaceptable" y aseguró que se están "tomando medidas". 

Un informe, publicado esta semana, reveló que los prisioneros británicos pueden comprar 'spice' a la mitad del precio del tabaco, encarecido después de la prohibición de fumar en las cárceles. La Inspectoría de Prisiones de Su Majestad (HMIP, por sus siglas en inglés) ha dicho que el uso de este sustituto sintético del cannabis ha dado lugar a "frecuentes emergencias médicas, algunas muy graves" en varios centros de retención.

Los inspectores han encontrado "evidencias claras" del consumo generalizado de alcohol y drogas entre los reclusos, y admiten que la prohibición del tabaco "alentó el uso del 'spice'".  Según la agencia HM Prison and Probation Service, "gran parte de la violencia estaría relacionadas con un importante problema de drogas".

Noticias relacionadas